Declaraciones de Intel molestan a Microsoft

Microsoft ha tenido que salir al paso de las declaraciones de la vicepresidenta senior y responsable de software en Intel, Renée James, filtrando características y minusvalorando la futura versión de Windows 8 para chips ARM.
La respuesta de Steven Sinofsky, presidente de la división Windows, ha sido clara: “las declaraciones de responsables de Intel de los planes de Microsoft sobre la próxima versión de Windows son inexactas y por desgracia engañosas“.

Sinofsky no fue más allá aunque seguramente se quedó con ganas, ya que según medios estadounidenses no ha hecho ninguna gracia en Redmond que un socio de la relevancia de Intel filtre detalles de uno de sus desarrollos estrella, criticando de paso la supuesta dispersión del Windows 8 con hasta cuatro versiones para SoC ARM incompatibles entre ellas y con las aplicaciones actuales para Windows.

“Desde las primeras demostraciones del Windows SoC hemos sido claros en nuestros objetivos haciendo hincapié en que estamos en la fase de demostración tecnológica. Como tal, no tenemos más detalles o información en este momento”, concluye Sinofsky.



Un cruce de declaraciones públicas impensable hasta hace poco entre dos compañías que han monopolizado con mano de hierro la computación mundial de ordenadores de consumo los últimos quince años mediante la alianza Wintel.

Publicar un comentario

0 Comentarios