Psykopaint: Un lienzo virtual en tu navegador

¿Quieres pintar? No, no nos referimos a luchar con las múltiples herramientas del Photoshop, sino a pintar de la misma forma en la que lo harías frente a un lienzo. Psykopaint te ofrece gran parte de esa experiencia, y lo mejor es que no necesitas instalar software adicional. Psykopaint trabaja directamente desde el navegador, lo que lo convierte en uno de los ejemplos más sólidos de aplicación Web que hemos visto hasta ahora.



Cuando era un enano de parvulario y los ordenadores estaban en la categoría de “mucho más que un privilegio”, una de las cosas que más disfrutaba era dibujar y pintar. Eran siempre coches, probablemente debido a lo fascinado que estaba con los coches de carrera, pero cuando otros estímulos se hicieron presentes (Atari 2600, Commodore 64, etc.), el simple hecho de pintar un coche en una hoja de papel quedó de lado. En estos días noto que los más pequeños aún conservan ese deseo de dibujo y pintura, con la diferencia de que ahora lo hacen sobre el ordenador. El Paint es en extremo básico, pero es capaz de dejar satisfecho a un hijo o un sobrino durante horas. Sin embargo, si lo que se busca es una experiencia más relacionada con pararse frente a un lienzo o sentarse ante una hoja en blanco, necesitas darle un vistazo a Psykopaint.

Psykopaint entrega tres formas para comenzar a trabajar: Con un lienzo en blanco, modificando una imagen que se encuentre guardada en tu sistema, y trabajar con muestras predefinidas. Lógicamente, su herramienta principal (entre varias disponibles) es el pincel, y podrás escoger uno entre una gran variedad de estilos, identificados con los nombres de pintores famosos. Así es como, por ejemplo, un “trazo Van Gogh” se puede encontrar con un “trazo Renoir” en el mismo lienzo. También es posible cortar, agregar texto, y deshacer todos los cambios con una clásica goma de borrar, con tres modos: Blanda, media y dura. Como si eso fuera poco, Psykopaint ofrece soporte para capas, aunque si deseas utilizarlo, deberás registrate primero.



Probamos a Psykopaint con Firefox 8, y ha funcionado a la perfección, sucediendo lo mismo bajo la última versión estable de Chrome. Desde el principio llegamos a la conclusión de que Psykopaint no tiene la intención de reemplazar a ninguna aplicación comercial de alta gama, pero en esos momentos en los que te encuentras particularmente inspirado, puedes entrar y dar una pincelada o dos. También se perfila como una aplicación muy útil para mantener a raya a pequeños sobrinos que (eventualmente) se aburren con el Paint, y lo expresan de modo muy vocal. La versión gratuita sólo trabaja en línea y agrega marcas de agua a las imágenes, pero por un mínimo de 4.50€ accederás al uso de capas, a la exportación en PNG transparente, y a la aplicación de escritorio.

Publicar un comentario

0 Comentarios